Guía de compra de camiones

Guía de compra de camiones

Lo que transporte determinará qué estilo de carrocería es el adecuado para su nuevo camión comercial. ¿Transporta productos perecederos o congelados? Una carrocería de furgoneta refrigerada sería lo mejor. ¿Reparte productos en cajas, pan o alimentos horneados, mobiliario, hardware, repuestos, electrónica de consumo, etc.? Una carrocería de reparto de carga seca o cubo sería la adecuada. ¿Y si tiene productos agrícolas o de la construcción, suministros de plomería u objetos grandes y pesados? Una carrocería de estaca o plataforma plana con lados abatibles o un portón elevadizo tendría sentido. Lo mismo se aplica a los paisajistas o a las empresas de servicio de jardinería que transportan plantas o equipos. Para los plomeros, electricistas, técnicos en climatización o artesanos, una carrocería de tipo utilitaria o para contratistas sería una elección probable.

En conclusión: sin importar qué carrocería de camión comercial elija, un vehículo de trabajo FUSO está diseñado con el chasis más amigable para adaptar carrocerías de la industria, que permite una fijación segura y rápida. Su concesionario local FUSO está muy bien informado sobre carrocerías de camiones de trabajo y ha establecido relaciones con los constructores de carrocerías para ayudar a seleccionar la opción correcta para sus necesidades o ayudar a transferir su carrocería actual a un nuevo vehículo de trabajo.

Los modelos FUSO FE Y FG vienen en cuatro clasificaciones de peso bruto del vehículo (PBV).

Modelos PBV
FE130 13,200
FE160 15,995
FG4X4 14,050
FE160 de cabina doble 15,995
FE180 17,995

La clasificación del peso bruto del vehículo (PBV) es el peso total de un camión de trabajo y todo lo que está sobre él y dentro de él, incluidos el conductor y los pasajeros. Si lo supera, la policía local podría multarlo. Es mejor no cargar por completo un camión comercial de clasificación de PVB más alta que sobrecargar uno con una calificación más baja. Así que piense en las cargas que suele transportar para elegir las especificaciones en consecuencia.

El PVB no debe confundirse con el "peso en vacío", que es simplemente el peso de un camión de trabajo vacío y sin tripulación. Sin embargo, cuanto más ligero el peso en vacío, mejor, porque puede producir ventaja de carga útil. Los camiones FUSO tienen un peso en vacío inferior que los camiones semipesados de la competencia con PVB similares, lo cual podría darle una ventaja de carga útil de hasta 2,200 lb.

Algunos fabricantes de camiones semipesados ofrecen motores de gasolina, pero los motores diésel suelen ser la mejor opción a largo plazo. Para empezar, un motor diésel ofrece mayor par motor a rpm más bajas, lo que facilita la puesta en marcha de un camión comercial desde la detención completa. Además, los motores diésel están diseñados para durar más. Mientras que los motores de gasolina pueden requerir una reconstrucción a un kilometraje tan bajo como 160,000 km (100,000 millas), no es raro que esto suceda a 480,000 km (300,000 millas) en un motor diésel con un mantenimiento adecuado. Y los intervalos de mantenimiento suelen ser más largos que en el caso de los motores de gasolina. Los vehículos FUSO van más lejos entre cambios de aceite que los camiones de los competidores.

Y si cree que los motores diésel contaminan más que los motores de gasolina, los motores diésel de FUSO cuentan con un sistema avanzado de tratamiento de emisiones para un transporte eficiente y ecológicamente limpio de las cargas útiles. Lo mejor de todo, los motores diésel ofrecen un mayor ahorro de combustible que los motores de gasolina. Galón por galón, el diésel contiene más energía (147,000 BTU) que la gasolina (125,000 BTU). Quemará más gasolina para igualar la potencia de salida del combustible diésel. ¡Y el motor diésel nuevo de FUSO más ligero y de mayores revoluciones ofrece un mayor ahorro de combustible que nuestros sistemas motopropulsores anteriores!

Los camiones de trabajo convencionales semipesados colocan el motor y el capó delante del conductor, lo cual se añade a la longitud y el peso total del vehículo. Esto reduce el potencial de carga útil y dificulta la maniobrabilidad y visibilidad. Un típico camión de trabajo convencional bloquea la visión del conductor a tierra hasta 25 pies desde la parte delantera del camión.

El diseño de FUSO de cabina sobre el motor elimina el capó y permite una gran amplitud de cristal alrededor del conductor para una máxima visibilidad. El conductor puede ver la tierra tan solo a 6 pies de la parte delantera del camión. Y dado que la cabina ocupa menos espacio en el chasis, la carrocería del camión ocupa más espacio para una ventaja de carga útil significativa. Esto hace que un camión con cabina avanzada sea ideal para carrocerías de flete de carga seca o cubo, carrocerías para transporte refrigerado, servicio de jardinería, productos químicos para césped y paisajismo, contratistas, camión volquete y carrocerías utilitarias, entre otras. Los camiones con cabina avanzada también son más maniobrables en calles y callejones estrechos que los camiones convencionales. De hecho, ¡nuestro camión FE130 con cabina avanzada tiene un radio de giro más reducido que un MINI Cooper!

Prácticamente todos los fabricantes de camiones semipesados con cabina avanzada ofrecen las garantías estándar del sistema motopropulsor de tres años con kilometraje ilimitado, incluido FUSO. Pero hemos establecido el estándar más alto al proteger su inversión por hasta 5 años/280,000 km con una garantía extendida del sistema motopropulsor.

Nuestra garantía del sistema motopropulsor también cubre elementos atornillados que otros fabricantes de camiones no cubren, como motor de arranque, alternador, turbocompresor, bomba de agua, y muchos más. Entonces, ¿por qué irse con una garantía que se detiene a los tres años cuando puede extenderla hasta cinco?